El Poder de las Hierbas: el cardo mariano, las enfermedades hepáticas y el sistema endocannabinoide

milk thistle liver and endocannabinoid system
Por En Enero 16, 2017

¿Qué tienen el Cannabis y el Cardo Mariano (Silybum marianum) en común? Ambas de estas versátiles hierbas tienen una rica historia de uso medicinal que data de miles de años. Y ambas entregan significativos beneficios terapéuticos que son mediados por el sistema endocannabinoide.

Nativo de la región mediterránea pero disperso por el mundo en la actualidad, el espinoso Cardo Mariano es bien conocido entre los herbalistas como un tónico para el hígado y un promotor de la salud de los riñones y la vesícula biliar. Considerado como una especie vegetal invasora en algunas áreas, el Cardo Mariano ha sido usado por curanderos tradicionales para tratar un amplio margen de dolencias. Dioscórides, el médico y botánico griego, en su Materia Medica identificó la planta como un remedio contra la mordedura de serpientes. Dos milenios después: En el 2010, científicos iraníes reportaron que el efecto de disminución del cortisol por el Cardo Mariano es una terapia promisoria frente a los desórdenes obsesivos compulsivos.

Un miembro de la familia de las margaritas, el Cardo Mariano también se da a madres con dificultades de lactancia para incrementar la producción de leche materna. Cuando las hojas con venas blancas del Cardo Mariano son aplastadas exudan una savia lechosa; de ahí el nombre de la planta. De acuerdo con la leyenda esta pegajosa savia blanca es la leche de la Virgen María. Hoy en día, el Cardo Mariano es una de las hierbas que más se vende en los mercados minoristas de Estados Unidos.

El principal componente activo del Cardo Mariano es la Silimarina un complejo flavonoide polifenólico bien tolerado que disminuye la resistencia a la insulina y neutraliza radicales libres negativos para la salud. Un poderoso antioxidante, la Silimarina también está presente en las alcachofas y el cilantro. Pero el extracto del Cardo Mariano es la fuente más rica que se conoce para este enérgico fitofarmacéutico. De hecho, la Silimarina contiene tres componentes anti inflamatorios, entre ellos la Silibinina, la cual inhibe el crecimiento de muchos tipos de células tumorales en investigación preclínica. Estudios con animales indican que la Silimarina ejerce efectos anti carcinogénicos y anti inflamatorios en la piel. La aplicación tópica de la Silimarina puede proveer alivio a desórdenes de la piel, como la psoriasis, los cuales son indicativos de un hígado sobrecargado. La Silimarina puede reducir la toxicidad hepática causada por los medicamentos de las grandes farmacéuticas que prescriben los dermatólogos para tratar condiciones de la piel.

La Enfermedad Hepática Crónica es uno de los principales problemas de salud pública en el mundo. Un estimado de 200 millones de personas, incluyendo a 3,2 millones en los Estados Unidos, están infectados con el virus de la hepatitis C, la causa principal del fallo hepático después de la cirrosis. Veinticinco mil estadounidenses mueren cada año por cirrosis hepática principalmente debida a abuso del alcohol, medicaciones de prescripción (el acetaminofén, por ejemplo) y otras exposiciones a químicos tóxicos.

Numerosos estudios clínicos han demostrado las propiedades hepato-protectoras del Cardo Mariano y sus efectos positivos en pacientes con enfermedades hepáticas. Los investigadores continúan descubriendo varias maneras en que el Cardo Mariano es capaz de mejorar la función del hígado y mitigar la sobrecarga tóxica. La Silimarina estimula la síntesis de sales biliares hepatoprotectoras y altera la permeabilidad de la membrana celular hepática para prevenir que toxinas infiltren y dañen las células del hígado. La Silimarina también incrementa la producción del glutatión en el organismo, un súper antioxidante que es crucial para la detoxificación hepática.1

En el 2015, un equipo de científicos egipcios dio nuevas luces sobre el mecanismo de acción de la Silimarina en un estudio de fibrosis hepática en ratas. Los científicos concluyeron que la Silimarina produce efectos anti-fibrogénicos modulando la actividad de los receptores cannabinoides en el hígado. Ambos tipos de receptores cannabinoides, CB1 y CB2, están expresados en el hígado, donde tienen funciones opuestas. La activación del CB1 tiene un efecto pro-fibrogénico; la activación del CB2 tiene el efecto opuesto, reducir la fibrosis. La Silimarina bloquea el receptor CB1 y activa el receptor CB2 –una combinación perfecta para tratar la fibrosis hepática y la enfermedad hepática crónica. El estudio egipcio concluye que la silimarina “aumenta fuertemente la expresión del CB2 y disminuye la expresión del CB1. Estos efectos pueden ser responsables parcialmente por el poderoso efecto hepatoprotector de la silimarina.”

La tetrahidrocannabivarina (THCV), un intrigante compuesto único a la planta de Cannabis, interactúa con los receptores cannabinoides de una manera similar, bloqueando el CB1 y potenciando el CB2. El Cannabis rico en THCV probablemente beneficiaría a personas con enfermedad hepática funcionando a través de los mismos canales moleculares que el Cardo Mariano. Los investigadores farmacéuticos, mientras tanto, están buscando desarrollar drogas sintéticas selectivas al receptor que se involucren diferencialmente con el CB1 y el CB2 de manera similar al THCV y la silimarina.

Consejos de salud amigables para el hígado

Para condiciones crónicas, el Cardo Mariano debe ser tomado por un periodo extendido para ser eficaz, tal vez tanto como dos años. Muchas otras hierbas soportan la salud del hígado, tales como la raíz de romaza, la achicoria, la ortiga y todas las partes del diente de león (raíces, hojas, tallos y flores). Otros consejos de salud amigables para el hígado:

  • Restrinja el consumo de alcohol, evite el tylenol y el acetaminofén.
  • Si es posible, compre productos alimenticios empacados en vidrio en lugar de plástico, para limitar su exposición a toxinas industriales lipofílicas (parabenos, ftalatos, retardantes de llamas, BPA y BPS, etc.), los cuales pueden causar estragos en el hígado y el sistema endocannabinoide.
  • Incremente el consumo de alimentos fermentados, vegetales de hojas verde oscuro y crucíferas. Otras comidas recomendadas incluyen las alcachofas, el ajo, las cebollas, granos, aguacate, frutos rojos, brotes y huevos orgánicos.
  • La N-acetilcisteína L-cisteina, un poderoso antioxidante, es un excelente suplemento para las condiciones del hígado.

Copyright Project CBD. No puede ser reimpreso sin autorización.

Traducido por Julian Caicedo, Anandamida Gardens, Colombia


1 Parece que la silimarina es menos capaz de reparar el daño hepático y generar nuevas células en el hígado durante las últimas etapas de la Cirrosis y la Hepatitis. Si bien la Silimarina puede reducir la inflamación del hígado, la infección viral de la Hepatitis C crónica puede debilitarlo a tal extensión que éste no puede procesar los constituyentes de la Silimarina que lo reparan y regeneran. La extracción de la Silimarina del Cardo Mariano es otro factor que puede dar cuenta de la inconsistencia de los hallazgos de los datos clínicos. La Silimarina no incluye muchos componentes claves, como la dihidroquercitina, que están presentes en el Cardo Mariano de planta completa; sin estos tres componentes la eficacia de la Silimarina como agente terapéutico podría estar comprometida.

Fuentes – journals científicos

  • Crocenzi FA, Roma MG. Silymarin as a new hepatoprotective agent in experimental cholestasis: new possibilities for an ancient medication. Curr Med Chem. 2006;13(9):1055-74. PubMed PMID: 16611084.
  • El Swefy S, Hasan RA, Ibrahim A, Mahmoud MF. Curcumin and hemopressin treatment attenuates cholestasis-induced liver fibrosis in rats: role of CB1 receptors. Naunyn Schmiedebergs Arch Pharmacol. 2016 Jan;389(1):103-16. PubMed PMID: 26475620.
  • Guo Y, Wang S, Wang Y, Zhu T. Silymarin improved diet-induced liver damage and insulin resistance by decreasing inflammation in mice. Pharm Biol. 2016 Dec;54(12):2995-3000. PubMed PMID: 27387273.
  • Kalantari H, Shahshahan Z, Hejazi SM, Ghafghazi T, Sebghatolahi V. Effects of silybum marianum on patients with chronic hepatitis C. J Res Med Sci. 2011 Mar;16(3):287-90. PubMed PMID: 22091246; PubMed Central PMCID: PMC3214335.
  • Kang JS, Yoon WK, Han MH, Lee H, Lee CW, et al. Inhibition of atopic dermatitis by topical application of silymarin in NC/Nga mice. Int Immunopharmacol. 2008 Oct;8(10):1475-80. PubMed PMID: 18593606.
  • Li F, Ma Z, Guan Z, Chen Y, Wu K, et al. Autophagy induction by silibinin positively contributes to its anti-metastatic capacity via AMPK/mTOR pathway in renal cell carcinoma. Int J Mol Sci. 2015 Apr 15;16(4):8415-29. PubMed PMID: 25884331; PubMed Central PMCID: PMC4425089.
  • Lucena MI, Andrade RJ, de la Cruz JP, Rodriguez-Mendizabal M, Blanco E, et al. Effects of silymarin MZ-80 on oxidative stress in patients with alcoholic cirrhosis Results of a randomized, double-blind, placebo-controlled clinical study. Int J Clin Pharmacol Ther. 2002 Jan;40(1):2-8. PubMed PMID: 11841050.
  • Mahjoor AA, Dehghan A. Effect of silymarin on metabolic factors of food-restricted over conditioned Wistar rats. Pak J Biol Sci. 2008 Jul 15;11(14):1835-9. PubMed PMID: 18817226.
  • Mortel M, Mehta SD. Systematic review of the efficacy of herbal galactogogues. J Hum Lact. 2013 May;29(2):154-62. PubMed PMID: 23468043.
  • Raina K, Kumar S, Dhar D, Agarwal R. Silibinin and colorectal cancer chemoprevention: a comprehensive review on mechanisms and efficacy. J Biomed Res. 2016 Nov;30(6):452-465. PubMed PMID: 27476880; PubMed Central PMCID: PMC5138577.
  • Sayyah M, Boostani H, Pakseresht S, Malayeri A. Comparison of Silybum marianum (L) Gaertn with fluoxetine in the treatment of Obsessive-Compulsive Disorder. Prog Neuropsychopharmacol Biol Psychiatry. 2010 Mar 17;34(2):362-5. PubMed PMID: 20035818.
  • Singh RP, Agarwal R. Prostate cancer chemoprevention by silibinin: bench to bedside. Mol Carcinog. 2006 Jun;45(6):436-42. PubMed PMID: 16637061.
  • Ting H, Deep G, Agarwal R. Molecular mechanisms of silibinin-mediated cancer chemoprevention with major emphasis on prostate cancer. AAPS J. 2013 Jul;15(3):707-16. PubMed PMID: 23588585; PubMed Central PMCID: PMC3691417.
  • Yurtcu E, Darcansoy Iseri O, Iffet Sahin F. Effects of silymarin and silymarin-doxorubicin applications on telomerase activity of human hepatocellular carcinoma cell line HepG2. J BUON. 2015 Mar-Apr;20(2):555-61. PubMed PMID: 26011349.

Véase también:



*foto sacado de Sarah Russo en Berkeley, California.

Buscar dispensarios cercanos

(y servicios de entrega)